lunes, 28 de abril de 2014

Capítulo 4 - "La sequía": Aliados 2° Temporada


OFF
Franco:

Y sí somos todos giles, valoramos las cosas que no tenemos. ¿O no es de giles valorar el agua? Valorar el agua cuando vivís en un desierto es fácil vivís pensando en eso que te falta, deseándolo, te acostumbras a desear. La falta de agua en el desierto produce espejismos, te hace ver agua donde no la hay. La sequia es un baño de realidad, viene y te dice vení chabón no des nada por sentado. 

Ser un seco puede ser que te falte guita o simpatía, en la sequia siempre algo te falta. Eso que derrochabas ahora te falta. Eso sin lo que no podes vivir ahora te falta, eso es la sequía. Pero cuando naces en el desierto, como yo, le das valor a cada gota de agua, porque sabes que hay pocas, porque son como la felicidad se agota. Los que estamos acostumbrados con la sequia no nos ponemos a festejar con un chaparrón. 

Lo peor que te falte algo que tenias fácil, no es que te falte, sino que te das cuenta que no sabes como conseguirlo. En cambio, los que siempre la tenemos difícil, tenemos el lomo más curtido. Estamos igual de secos pero al menos no nos decepcionamos tanto porque no esperamos tanto. El agua es como la libertad o como la seguridad, vale que te falte un instante para valorarla. 

Que te falte el agua es como que te falte el amor, no solo lo extrañas sino que te das cuenta que no podes vivir sin el. Nací y crecí en la sequia, se muy bien como duele lo que te falta. Por eso mismo se cortan las cosas a tiempo, para que algo no duela cuando falte. Para que el día que te corten el chorro no te pongas a llorar como un nene, lo mejor es no soñar, no ilusionarse, no confiar. Para que no te joda cuando te llegue la sequia, lo mejor es vivir en la sequia. Para que no te duela la falta de amor, lo mejor es no enamorar. Si ya se, elegir, pero duele menos. 

FOTOS

No hay comentarios:

Publicar un comentario